Breadcrumb
  1. Inicio
  2. Proceso del examen de recién nacidos

Proceso del examen de recién nacidos

¿Cuándo se lleva a cabo el examen de recién nacidos?

El momento oportuno para realizar el examen de recién nacidos (Newbornscreening, NBS) es muy importante. Los bebés necesitan el examen durante los primeros días de vida, porque algunas de estas enfermedades requieren inmediato tratamiento o intervención.

El examen de recién nacidos se realiza después del nacimiento, por lo general cuando el bebé tiene entre 24 y 48 horas de vida (entre 1 y 2 días de edad). Si al bebé se le hacen las pruebas antes de las 24 horas, es posible que sea necesario repetirlas.

Algunos bebés que han recibido tratamientos como transfusiones o diálisis pueden someterse a estas pruebas más tarde o pueden necesitar pruebas adicionales una vez que sus valores sanguíneos sean normales. Además, los bebés prematuros o que reciben nutrientes o medicamentos antes del examen, podrían necesitar pruebas ampliadas.

Existen dos modelos que utilizan los estados para examinar a todos los recién nacidos: el modelo de un examen o el modelo de dos exámenes.

  • La mayoría de los estados utilizan el modelo de un examen. En este modelo, los bebés son examinados solo una vez en el período de sus primeras 24 a 48 horas de vida. Este examen único intenta detectar todas las enfermedades que se incluyen en el panel del examen de recién nacidos del estado.
  • Trece estados del país utilizan el modelo de dos exámenes. En este modelo, todos los bebés son examinados en sus primeras 24 a 48 horas de vida, y nuevamente cuando tienen entre una y dos semanas de edad. El segundo examen por lo general se lleva a cabo en la oficina del proveedor de atención médica como parte de la visita de control del niño sano.
  • Los estados escogen el modelo de un examen o el modelo de dos exámenes según muchos factores. Estos factores pueden incluir la práctica histórica dentro del estado o los límites de las pruebas que usa el estado (pautas para decidir si un bebé necesita seguimiento). En cualquiera de los dos modelos, todos los bebés reciben un examen para todas las enfermedades que requiere su estado. 
  • Independientemente de si usted vive en un estado que utiliza uno o dos exámenes, es posible que su bebé necesite pruebas y seguimiento adicionales basándose en sus resultados del examen de recién nacidos. 

Para saber más acerca de las diferencias del examen de recién nacidos entre los distintos estados, visite las páginas de los estados.

¿Dónde se realiza el examen de recién nacidos (NBS)?

Todos los bebés necesitan un examen de recién nacidos, independientemente de donde hayan nacido.

Si su bebé nació en un hospital, el examen se llevará a cabo antes de que se lleve su bebé al hogar. Por lo general, un proveedor de atención médica efectúa el examen del recién nacido en su habitación o en un área neonatal o de maternidad del hospital.

Si su bebé ha nacido fuera del hospital, el examen se puede llevar a cabo fuera de éste, como en un centro de partos o en el hogar. Muchas matronas (parteras) están capacitadas para realizar el NBS. 

Si tiene planificado dar a luz en un lugar que no sea un hospital, hable con su matrona sobre el examen antes de que nazca el bebé. Si ella no puede realizar el examen, haga otros preparativos. Su proveedor de atención médica puede ayudar a coordinar el examen con otra matrona, a través de un hospital, de una clínica, o de un departamento de salud local. Es importante que haga los planes correspondientes para que su bebé reciba las pruebas del examen cerca de la edad recomendada.

¿Cómo se lleva a cabo el examen de recién nacidos?

El examen de recién nacidos consta de tres partes distintas:

  1. Prueba con muestra de sangre, que determina si un bebé pudiera tener alguna de muchas enfermedades graves
  2. Prueba con oximetría de pulso, que determina si un recién nacido pudiera tener ciertas cardiopatías.
  3. Prueba auditiva, que determina si un recién nacido pudiera ser sordo o tener pérdida auditiva (hipoacusia)

Prueba con muestra de sangre

La prueba con muestra de sangre (a veces denominada “prueba del talón” o “prueba de las 24 horas”) utiliza unas pocas gotas de sangre recolectadas del talón de su bebé para determinar si éste pudiera tener alguna de muchas enfermedades graves. Si bien algunos profesionales de la salud todavía se refieren a la prueba con muestra de sangre como la “prueba de PKU”, este término ya no es correcto puesto que el examen de recién nacido actualmente puede detectar muchas enfermedades.

A continuación se presenta una guía paso a paso que explica cómo se realiza la prueba con muestra de sangre:

  • Entre las 24 y las 48 horas después del nacimiento, un proveedor de atención médica le informará que es hora de realizar la prueba con muestra de sangre de su recién nacido.
  • Su bebé puede permanecer envuelto durante esta prueba.
  • Para facilitar el proceso, el proveedor de atención médica entibiará suavemente el pie del bebé para aumentar el flujo sanguíneo. 
  • El proveedor de atención médica luego pinchará rápidamente el talón del bebé. Es posible que su bebé sienta el pinchazo y que comience a llorar, pero esto pasará rápidamente y no dejará una marca. 
  • El proveedor de atención médica recolectará unas pocas gotas de sangre del talón de su bebé y luego las dejará caer dentro de pequeñas circunferencias en una tarjeta especial.
    • La parte de la tarjeta con las circunferencias contiene un tipo de papel llamado papel de filtro. Este papel absorbe las gotas de sangre.
    • La otra parte de la tarjeta contiene información sobre su bebé. Esta información describe a quién pertenece la sangre de la tarjeta y cómo ponerse en contacto con usted y con el proveedor de atención médica de su bebé.
  • Una vez que las muestras de sangre se hayan secado, la tarjeta se envía a un laboratorio. Allí, el personal realiza pruebas para detectar signos de ciertas enfermedades graves. Cada estado tiene su propio panel de exámenes de recién nacidos, que es una lista de las enfermedades que el estado trata de detectar durante el examen de recién nacidos. Para ver el panel de exámenes de recién nacidos de su estado, visite las páginas de los estados.

Los resultados de la prueba con muestra de sangre generalmente están listos después de cinco a siete días. El laboratorio de salud pública envía los resultados de su bebé al proveedor de atención médica del niño, no directamente a usted. Si el resultado sugiere la presencia de una enfermedad, entonces el proveedor de atención médica o el programa de examen de recién nacidos del estado se comunicará con usted. 

Asegúrese de preguntar acerca de los resultados del examen de su bebé durante la primera o segunda visita de control del niño sano. Es importante preguntar sobre los resultados, no suponga que el no haber recibido noticias significa que los resultados se encuentran dentro del valor normal.

Para saber más sobre los resultados de la prueba con muestra de sangre, visite la página sobre Resultados y seguimiento del examen de recién nacidos.

Prueba con oximetría de pulso

La prueba con oximetría de pulso utiliza un sensor para determinar si su bebé pudiera tener ciertas enfermedades denominadas enfermedades cardíacas congénitas críticas (CCHD).

Las CCHD son un grupo de enfermedades cardíacas graves que se encuentran presentes al momento de nacer. Los niños con CCHD pueden tener cualquiera de una serie de problemas cardíacos que surgen cuando partes del corazón no se forman correctamente.

En algunos tipos de CCHD, el corazón tiene problemas para distribuir oxígeno desde los pulmones hacia el resto del cuerpo. Los bebés con este tipo de CCHD tienen bajos niveles de oxígeno en la sangre. La medición del nivel de oxígeno en la sangre de su bebé puede ayudar a identificar si su bebé necesita tratamiento cardíaco de urgencia. 

A continuación se presenta una guía paso a paso que explica cómo se realiza la prueba con oximetría de pulso:

  • Entre las 24 y las 48 horas después del nacimiento, un proveedor de atención médica le informará que es hora de realizar la prueba con oximetría de pulso de su recién nacido.
  • El proveedor de atención médica colocará una pequeña banda en la piel de su bebé, generalmente alrededor de la mano o muñeca derecha y en uno de los pies. Una de las caras de la banda tiene luz y la otra, un sensor.
  • El proveedor de atención médica conectará la banda a un monitor que utiliza la lectura del sensor para calcular cuánto oxígeno tiene el bebé en la sangre. A partir de las mediciones de este monitor, el proveedor de atención médica puede determinar si su bebé podría tener CCHD.
  • Los bebés que no pasan la prueba con oximetría de pulso la primera vez pueden repetirla o podrían necesitar pruebas adicionales.

Los resultados de la prueba con oximetría de pulso están listos tan pronto se completa la prueba. 

Si su bebé no pasa la prueba con oximetría de pulso, un proveedor de atención médica puede recomendar pruebas adicionales para ver si el corazón y los pulmones de su bebé están funcionando sin problemas. Estas pruebas pueden incluir un ecocardiograma, un electrocardiograma, y/o una radiografía de tórax, que generalmente se efectúan de inmediato.

El proveedor de atención médica de su bebé lo ayudará a decidir qué prueba(s) necesita el niño.

Para saber más sobre los resultados de la oximetría de pulso, visite la página de Resultados y seguimiento del examen de recién nacidos. 

Prueba auditiva

La prueba auditiva del recién nacido utiliza intrauriculares o audífonos para evaluar la capacidad auditiva de su bebé.

Los bebés generalmente no comienzan a hablar hasta que cumplen alrededor de un año, pero el lenguaje comienza a desarrollarse al momento del nacimiento. Los bebés aprenden los sonidos, el habla y el lenguaje al escuchar a las personas cuando conversan a su alrededor y les hablan a ellos directamente durante los primeros meses de vida.

Es posible que un niño que tenga una pérdida auditiva, aunque sea leve, pueda demorarse en aprender palabras y sea lento para comunicarse si no recibe ayuda desde el principio. La prueba auditiva del recién nacido es importante porque permite identificar a aquellos niños que pudieran necesitar ayuda desde los primeros momentos de su vida.

A continuación se presenta una guía paso a paso que explica cómo se realiza la prueba auditiva del recién nacido:

  • La prueba auditiva generalmente se lleva a cabo en cualquier momento después de que su bebé cumpla 12 horas de vida. En ese momento o inmediatamente después, un proveedor de atención médica le informará que es hora de realizar la prueba auditiva de su recién nacido.
  • La prueba auditiva funciona mejor cuando su bebé se encuentra calmado y en una habitación silenciosa. Puede que le pidan sostener a su bebé durante el examen o si desea puede mantener al bebé envuelto.
  • Existen dos tipos de pruebas auditivas. Es posible que se le haga al bebé una o las dos pruebas. Ambas funcionan de manera similar y son rápidas y eficaces.
    • Emisiones otoacústicas(a menudo denominadas “OAE” por sus siglas en inglés): En esta prueba, un proveedor de atención médica coloca un pequeño intrauricular en cada oído del bebé. Los intrauriculares tocan sonidos suaves para su bebé. Estos están conectados a una computadora que mide cómo responde el oído a los sonidos suaves. Si los oídos de su bebé están funcionando como debieran, la computadora va a detectar una respuesta. Si su bebé es sordo o tiene pérdida auditiva (hipoacusia), la computadora no detectará una respuesta.
    • Respuesta auditiva automatizada del tronco encefálico (a menudo denominada “AABR”): En esta prueba, un proveedor de atención médica coloca los audífonos sobre los oídos del bebé y pequeños sensores que parecen curitas sobre la cabeza y el cuello del niño. Los audífonos tocan sonidos suaves para su bebé. Los sensores miden cómo los oídos y el cerebro de su bebé responden a los sonidos y envían esta información a una computadora. Si el bebé puede oír de manera típica, la computadora graba una respuesta a los sonidos. Si el bebé es sordo o tiene pérdida auditiva, la computadora graba una muy pequeña respuesta o ninguna respuesta.
  • Es posible que el bebé no pase la prueba si es sordo o tiene pérdida auditiva en uno o en los dos oídos, si tiene líquido en el oído o si hay demasiado ruido durante el examen (por ejemplo, debido a sus movimientos o llanto).

Los resultados de la prueba auditiva están listos tan pronto se completa la prueba.

Si su bebé no pasa la prueba auditiva, y recibe un resultado “anormal”, será remitido a un especialista para una evaluación más amplia y pruebas de la audición adicionales. Esta segunda evaluación por lo general ocurre dentro de una a dos semanas luego de haberse realizado la primera prueba.

Para saber más sobre cómo entender los resultados de la prueba auditiva de su bebé, visite la página de Resultados y seguimiento del examen de recién nacidos.

También puede obtener más información sobre la sordera y la pérdida auditiva en:

  • National Center onBirthDefects and DevelopmentalDisabilities (Centro Nacional de Defectos Congénitos y Discapacidades del Desarrollo, NCBDDD, siglas en inglés), una agencia federal de salud pública dedicada a la vigilancia, investigación y educación sobre pérdida auditiva.
  • National Center forHearingAssessment and Management (Centro Nacional para la Evaluación y el Control de la Audición), un centro nacional de recursos técnicos dedicado a identificar en sus primeros meses de vida a todos los bebés y niños pequeños que son sordos o tienen pérdida auditiva. 
  • Hands and Voices (Manos y Voces), una organización dirigida por padres de familia y sin fines de lucro, que apoya a las familias de niños sordos o con pérdidas auditivas.

¿Es igual el examen de recién nacidos para todos los bebés en los Estados Unidos?

No.

Si bien todos los estados de los Estados Unidos requieren el examen de recién nacidos, cada uno administra su propio programa de exámenes. Esto significa que el examen de recién nacidos puede ser un poco distinto en cada estado.

Por ejemplo, algunos estados pueden darles a los padres distintas opciones durante el examen, tener costos del examen de recién nacidos distintos o hacer pruebas para detectar distintas enfermedades en el examen. Es importante familiarizarse con la manera en que este examen funciona en su estado.

Para saber más sobre el examen de recién nacidos en su estado, visite las páginas de los estados.

Opciones para los padres durante el examen

Los estados dan opciones a los padres durante el examen de recién nacidos. Algunos ejemplos de opciones que varían de estado a estado incluyen las siguientes:

  • Opción de rehusarse al examen de recién nacidos y cómo hacerlo: todos los estados requieren el examen de recién nacidos, pero la mayoría de ellos permiten que los padres se rehúsen al examen para su bebé. Los motivos aceptados de rechazo del examen dependen de las leyes de cada estado. Por ejemplo, algunos estados solo permiten que los padres se rehúsen por motivos religiosos. Otros, permiten que los padres se rehúsen por cualquier motivo. Hay un par de estados que no permiten que los padres puedan rehusarse al examen por ninguna razón.
  • Qué ocurre con las muestras de sangre de su recién nacido después del examen: algunos estados les dan opciones a los padres sobre lo que ocurre con las muestras de sangre seca de su bebé luego de haberse completado el examen. Por ejemplo, algunos estados dejan que los padres elijan si la muestra de sangre se va a almacenar, destruir o utilizar para estudios de investigación.

Puede averiguar sobre las opciones de su estado, poniéndose en contacto con el programa de examen de recién nacidos del estado. La información sobre los programas de cada estado se encuentra disponible en las páginas de los estados.

Diferencias en el panel de exámenes de recién nacidos

El grupo de enfermedades que un estado ha escogido detectar a través de las pruebas con muestra de sangre del recién nacido se denomina panel de exámenes de recién nacidos. En los Estados Unidos, cada estado decide qué enfermedades incluir en sus paneles de exámenes. Esto significa que los bebés de diferentes estados pueden recibir pruebas con paneles de enfermedades ligeramente diferentes.

Los estados consideran muchos aspectos (PDF - 111 KB) (en inglés) al decidir qué enfermedades incluir en sus paneles de exámenes de recién nacidos. Por ejemplo, todas las enfermedades primarias que se detectan en los paneles de exámenes de recién nacidos de un estado satisfacen los siguientes criterios:

  • Ofrecen pruebas de bajo costo
  • No se pueden detectar sólo con mirar al bebé
  • Son enfermedades graves y, cuando no reciben tratamiento, causan graves problemas de salud en los primeros días de vida 
  • Cuentan con proveedores de atención médica con la pericia indicada para diagnosticar, tratar y cuidar a los bebés que tengan estas enfermedades.
  • Tienen un tratamiento eficaz.

A fin de ayudar a los estados a decidir qué enfermedades incluir en sus paneles de exámenes de recién nacidos, el Secretario de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos proporciona una lista de enfermedades para las cuales se recomienda el examen de recién nacidos. Esta lista se llama Panel uniforme de exámenes recomendados (RUSP, siglas en inglés).

Para saber más sobre el RUSP, visite la página del Panel uniforme de exámenes recomendados.

Antes del examen de recién nacidos: qué preguntar

Muchos padres de familia tienen preguntas sobre el examen de recién nacidos. A continuación se proporciona una lista de preguntas que le puede hacer a su profesional de la salud o al proveedor de atención médica de su bebé antes del nacimiento del bebé, antes de su examen o mientras se hace el examen al niño.

  • ¿Necesitaré pedir que se haga un examen a mi bebé?
  • ¿Cuándo se realiza el examen de recién nacidos (NBS, siglas en inglés)?
  • ¿Puedo acompañar a mi bebé durante el examen?
  • ¿Cómo se cubren los costos del examen de recién nacidos?
  • ¿Qué enfermedades detectará el examen de mi bebé?
  • ¿Qué opciones tengo con respecto al examen?
  • ¿Cuánto tiempo demoran los resultados de mi bebé?
  • ¿Cómo obtendré los resultados?
  • ¿Cuándo aparecerán los resultados en la ficha médica de mi bebé?
  • ¿Qué sucederá si las pruebas están fuera del valor normal?
  • ¿Con quién puedo hablar si tengo si tengo más preguntas?
Última actualización: